Seiko Samurai AUTOMATIC DRIVER'S 200m
Relojería

SEIKO SAMURAI UN DRIVER DE 200m.

Uno de los mejores relojes mecánicos de buceo que se pueden comprar.

Escribir sobre SEIKO y su modelo SAMURAI, es un placer porque solo puedes describirlo con adjetivos calificativos positivos. El modelo SAMURAI, es sublime. Si pruebas un reloj mecánico de esta categoría, es muy posible que quedes atrapado por su encanto.

El SAMURAI, es una joya y la perfección empieza por la concepción del mismo. La caja está hecha en acero, no concibo otro material para fabricar una caja de un reloj. Experimentos puedes hacer millones, como árboles hay en un bosque, pero el acero inoxidable, es sin duda el mejor material para una caja de una máquina del tiempo. El acero le va a otorgar: resistencia a la corrosión, ligereza con permiso del aluminio, buena ductilidad, adecuada elasticidad y resistencia al desgaste por rozamiento y por abrasión. Además, soporta bien los golpes, el aluminio no los resiste tan bien y el titanio, al igual que el aluminio pesa menos que el acero, pero se raya con facilidad. Un reloj hecho con caja de titanio es para mirarlo y no tocarlo. Otra característica del acero es su buena resistencia al fuego, superior a los 800ºC. Una cualidad añadida que aporta el acero sobre otros materiales es su fácil limpieza, no podemos olvidar que un reloj pasa muchas horas sobre nuestra piel.

¿Qué acero usa Seiko para este Samurái? Lo desconozco, pero después de leer algo sobre el tema, es posible suponer que sea un acero con características próximas a los tipos 304L, 314L o 316L. Al fin y al cabo, todos estos tipos de acero son adecuados para la fabricación de relojes por su resistencia al rayado, por sus propiedades frente a la oxidación y lo más importante, no producen reacciones alérgicas. Si la aleación con la que Seiko fabrica sus relojes diferiría en mucho de los indicados anteriormente, seguramente estaría modificando en exceso su construcción y esto traería como consecuencia que algún parámetro crítico se viera afectado, ya sea en dureza, en resistencia frente al rayado o la capacidad de soportar la oxidación.

Este Seiko Samurái monta un calibre 4R35 con 23 rubís, es un calibre bueno y duro. Con parada de marcha, carga manual, una reserva de 40h aproximadamente y una frecuencia de 21,600VpH. El Hamilton Frogman analizado con anterioridad estaría en otra liga, pero este Seiko es un imprescindible si eres amante de la relojería.

Retraso acumulado después de 10 días:
Seiko Samurai: +2 minutos
Hamilton Frogman:-1 minuto

Seiko Prospex Samurai un reloj de buceo de 200m con caja de acero de 43,8mm de diámetro y una altura de 13,4mm, las asas son 22mm, el cristal que monta es de tipo mineral Hardlex, el bisel es unidireccional de 120 clics en color Pepsi (azul y rojo), la correa es de silicona en forma de acordeón, termina por un lado con la gran ola de Kanagawa y por el otro con una hebilla de tipo ardillón en la que lleva estampada la palabra SEIKO. El pasador de la correa está hecho en acero, también con la palabra SEIKO estampada. Es un detalle que no me termina de convencer. Los índices y las tres agujas están tratadas con Lumibrite dotando a la máquina de una legibilidad aceptable en la noche. La aguja de los segundos acaba en una fina e infinita punta de flecha en color rojo. El fondo del reloj esta grabado con la gran ola de Kanagawa del pintor Katsushika Hokusai, este detalle histórico me apasiona.

El perfil del reloj recuerda al KABUTO, casco que usaban los Samuráis y da nombre al reloj. La fecha está situada a las tres, al igual que la corona de tipo roscada, para evitar ser accionada accidentalmente, detalle fundamental en los relojes de buceo.

Categorías
RelojeríaTecnología